miércoles, 18 de abril de 2012

SOY EL MEJOR, SOMOS LOS MEJORES
















¿Por qué ciertos columnistas de prensa, locutores de radio y televisión, articulista y tertulianos nos tratan de manera paternalista y nos dicen: "Es la economía, idiotas"? ¿Por que nos llaman "españolitos de a pie"? ¿Acaso ellos no son "españolitos", sino españoles y vuelan en lugar de andar  a pie?
Misterios de la soberbia política y de los medios de comunicación, que suplen, dicen, a los intelectuales de antaño:
semanarios donde se hacen los mejores análisis económicos, emisoras de radio y televisión que explican el mundo a voz en grito, periódicos donde se formulan grandes pensamientos y en cuyas columnas, dicen, se escribe la mejor prosa de España, y además se lo creen:
"Sóc el millor, sóc el millor", soy el mejor, soy el mejor, como recomendaba recitar el doctor Crisant a sus pacientes, aplicando su teoría de los mejores, en un relato del poeta catalán Salvador Espriu, "Teoria de Crisant". 
Lástima que la crisis en todo, nacional e internacional, general y particular, lo desmienta una vez más. Quizá sería más sano y purificador empezar diciendo: Soy el peor, soy el peor...

El suplente del cronista